Search
martes 16 agosto 2022
  • :
  • :

Fauna de la Región de Murcia

Mamíferos

  Destaca la presencia en nuestros ríos, pese a todas las amenazas, directas e indirectas que éstos sufren, de la Nutria, que aunque ha sufrido una terrible regresión en los últimos años, aún se mantiene en algunos tramos que conservan su original bosque de ribera.

     En nuestras sierras, de pequeños carnívoros de inestimable importancia para la salud de nuestros ecosistemas, como el Gato Montés, la Gineta, la Garduña, el Hurón, la Comadreja, o las citas habidas de Lince Ibérico, el felino más amenazado del mundo. O grandes mamíferos, como la autóctona Cabra Montés, que ronda las sierras del Noroeste, junto con el Corzo, especie escasa, consideradas cinegéticas; junto al Jabalí o el Zorro; en contraposición, la presencia impuesta del Muflón del Atlas o Arruí que se cría en Sierra Espuña y se extiende al resto de la región.

El rastro salvaje del gato montés | Cataluña | EL PAÍS

Mamíferos humildes y casi invisibles

     Otros mamíferos, quizás de linaje más humilde, y en ocasiones poco considerados por nosotros, desempeñan un papel fundamental en los ecosistemas mediterráneos, como el Conejo, la Liebre, o los Micromamíferos (ratones, ardillas, topos, musarañas, lirones…), verdaderos motores de la base ecológica de los mismos, junto a los reptiles, sin los que el resto de grandes rapaces y carnívoros, sucumbirían.

     Hay otros mamíferos más, casi invisibles por tener su actividad máxima por la noche, que componen un grupo numeroso, casi todos ellos con algún grado de amenaza más o menos grave a su existencia. Sus costumbres, que incluyen hibernar en grupo, utilizando cuevas y refugios de diferente naturaleza, los hacen muy vulnerables a alteraciones.

Mamíferos Marinos

     Y ya en el mar, otro grupo, éste más querido, quizás por su proximidad a nosotros en la escala evolutiva, el de los Cetáceos, que son los mamíferos marinos. Tiene establecidas en el litoral murciano, y andaluz, poblaciones de distintas especies de delfines, como el Delfín Mular, el Delfín Listado y el Delfín Común; o de los Calderones Común y Gris, que son unos delfines chatos. Y también se han avistado, y fotografiado, inmensos Rorcuales, y enormes Cachalotes, pero su presencia es más ocasional.

     En la actualidad se está realizando un exhaustivo estudio de los cetáceos, enmarcado desde 2002 en un Proyecto Life de «Conservación de cetáceos y tortugas» de Murcia y Almería, y cuyos trabajos de monitorización de las costas murcianas se están llevando a cabo desde el velero Else, de la organización ANSE, además de otras tareas de educación ambiental con escolares, en el marco de un convenio con la Consejería de Educación y Cultura.

Delphinidae - Wikipedia, la enciclopedia libre

Aves

Marinas

    Entre las aves marinas, señalar la presencia de la Gaviota de Audouin, la Pardela Cenicienta, el Paíño del Mediterráneo o el Cormorán Moñudo, todas ellas consideradas en alguna categoría de amenaza, algunas a escala mundial, y que encuentran en nuestro litoral y sus islas un buen refugio para instalar sus colonias de cría.

Gaviota de Audouin - eBird

Forestales y Rupícolas

    De las aves forestales y rupícolas, el grupo de las rapaces es el más llamativo, por su envergadura y su leyenda, además de ser uno de los más amenazados. Destacan el Águila-azor Perdicera, el Águila Real, la Culebrera Europea, el Aguililla Calzada, ‘ el Buitre Leonado, o el Halcón Peregrino. Sin olvidar las rapaces nocturnas como el Cárabo, el Búho Chico, el Búho Real o la Lechuza Campestre.

Descubre todo sobre el buho campestre, un eficiente cazador

Acuáticas

    Entre las aves acuáticas, resaltar al grupo de los Limícolas, que andan siempre por las orillas de limo buscando alimento con sus finos y sensibles picos, y sus largas patas: Cigüeñuelas, Avocetas, Chorlitejo Patinegro, Agujas, Andarríos, Chorlitos, Zarapitos, Combatientes, Vuelvepiedras, Archibebes, Flamencos o el grupo de las Golondrinas de mar, entre las que sobresalen los Charranes y Charrancitos, los Fumareles o las Pagazas. De los patos, resaltar el Tarro Blanco, la Cerceta Pardilla, la Serreta Mediana, o la reciente incorporación de la Malvasía.

Palustres

    De las palustres, es el grupo de las Ardeidas, las garzas, el más amenazado: Garza Real, Garza Imperial, Garceta Común, Garcillas Bueyera y Cangrejera, Martinetes, Avetorillos.

Esteparias

    En cuanto a las esteparias, la Avutarda, el Sisón, la Ganga Ortega o el Alcaraván, son las más visibles de una comunidad ornítica que se camufla en este ambiente tan expuesto.

    No son tan conspicuas las Terreras, las Bisbitas, las Cogujadas, la Curruca Tomillera, las Collalbas, Alondra de Dupont o las mismas Calandrias, salvo en época de reproducción, en que despliegan todo un abanico de potentes y variados cantos. Sin olvidar al Cernícalo Primilla, inquilino de los cortijos diseminados por nuestras zonas esteparias.

Fringílidos

    Pero el grupo más numeroso, colorista, y quizás más cercano a nosotros, sea el de los Fringílidos. Nombres vernáculos como Merla, Cavernera o Colorín, Chichipán o Guerrero, Gafarrilla, Verdolor, Cagaestacas, Alfalfero, Engañapastores, están muy unidos a la cultura popular murciana, y señalan a especies como el Mirlo, Jilguero, Carbonero, Verdecillo, Verderón, Alcaudón, Tarabilla, Chotacabras, aves en estrecho contacto con el paisanaje hasta hace muy pocos años.

CARDUELIS CARDUELIS | El jilguero: todo lo que debes saber si quieres tener  jilgueros en casa

En la actualidad, la distancia entre estas especies y nosotros ha aumentado tanto, y los niños de hoy, en las ciudades, se les ha educado tan poco en este sentido, que ni siquiera tienen interés en buscar nidos en los árboles más próximos durante la primavera. Lo que no permite que valoren adecuadamente a las especies con las que conviven a diario. Más difícil aún es que valoren las que resultan extrañas. A poco que uno se fije, o se detenga a escuchar, detectará el canto de muchas de ellas, adornando las calles y jardines de nuestras ciudades y pueblos.

Anfibios

 La reciente descripción de cuatro nuevas especies de anfibios para el conjunto del territorio peninsular, entre las que destaca el Sapo Partero Bético (Alytes dickhilleni), el Sapillo Moteado Ibérico (Pelodytes ibericus), y el Sapillo Pintojo Meridional (Discoglossus jeanneae), que se separa del Sapillo Pintojo Ibérico (D. galganoi), y los consiguientes estudios sobre la distribución de éstos y otros anfibios, aportan nuevas especies y localidades a una región como la de Murcia, que tiene un importante papel como límite meridional, y frontera, en la conservación de buena parte de dichas especies.

 A la adscripción de las mismas como presentes en la Región de Murcia en algunos trabajos recientes, hay que sumar la presencia contrastada de otros anfibios, como el Sapo Partero Común, el Sapillo Moteado, o el Sapo de Espuelas, así como la más que probable extinción de la Ranita Meridional No se ha corroborado, pese a los esfuerzos empleados, la posible presencia de Tritón Pigmeo, subespecie del Tritón Jaspeado elevada a la categoría de especie. Y se ha descartado la presencia de Sapo verde.

    Añadir, por último, a este novedoso catálogo de anfibios murcianos, los Anuros más comunes: Sapo Corredor (Bufo calamita), Sapo Común (Bufo bufo) y Rana Verde Común, listado que se completa con dos Urodelos, la Salamandra Común y el Gallipato, lo que, en este momento, hace un total de 11 especies de anfibios presentes en la Región de Murcia.

Epidalea calamita - Wikipedia, la enciclopedia libre

    De éstas, 8 especies se distribuyen exclusivamente por la Península Ibérica, o como mucho, hasta el sur de Francia. Otras tres las compartimos con el norte de África, y solamente dos tienen una distribución europea.

Pero esta riqueza faunística que refleja uno de los grupos más utilizado como bioindicador en estudios medioambientales, el de los Anfibios, se encuentra en franco declive frente a las amenazas genéricas que se ciernen sobre ellos, y que en Murcia se ven particularmente acentuadas, por su clima árido y por el exhaustivo aprovechamiento del agua. Todo ello ha provocado la desaparición de poblaciones enteras de algunas especies hasta hace poco bien distribuidas en Murcia, y la fragmentación y aislamiento genético de las restantes.

Reptiles

  En la Región de Murcia se pueden observar un total de 21 especies de reptiles, pertenecientes a 9 familias, y que vienen a enriquecer la fauna murciana. Podemos añadir una tortuga más, que mantiene en nuestro litoral una población permanente, la Tortuga Boba, aumentando así a 22 especies.    Entre las peculariadidades de estas especies, destaca el gran número de reptiles que son exclusivamente ibéricos (Lagartija cenicienta, Eslizón Ibérico, Culebrilla Ciega, o Culebra de Escalera); otro buen número lo compartimos con el norte de África, y el resto tiene una distribución circunmediterránea (Tortuga Mora, Salamanquesa Rosada, Salamanquesa Común, Culebra Bastarda), lo que pone en evidencia la importancia de nuestra región para los estudios biogeográficos de reptiles, y la comprensión del vaivén paleogeográfico regional.

    Destacar, por encontrarse sujetos a algún tipo de amenaza a escala nacional, las poblaciones de algunas culebras (de Cogulla, Ciega, de Herradura), o del Galápago Leproso. Y, por su reciente incorporación al listado de reptiles murcianos, el Camaleón Común (Chamaeleo chamaeleon).

    Mención especial merecen las poblaciones de Tortuga Mora (Testudo graeca), especie considerada en peligro a escala nacional, y uno de los elementos más valiosos y representativos de la biodiversidad de la Región de Murcia. En el sureste ibérico, entre Murcia y Almería, se encuentra el grueso de sus poblaciones silvestres, las únicas consideradas autóctonas de Europa.

Las poblaciones de tortuga mora y mediterránea dejan de vivir aisladas

    Las mayores amenazas para los reptiles son la transformación y pérdida de su hábitat, a lo que está contribuyendo el incremento de la agricultura intensiva, y la presión humana por la intensificación del turismo, la introducción de especies, que depredan o compiten por los recursos con las autóctonas, o les trasmiten enfermedades; o las que se suman a aquellos que tienen hábitos acuáticos, en una región como Murcia.

    La exposición de los beneficios que suponen los ofidios para el control de roedores, y por añadidura, para las cosechas, irían en ese sentido. Desde aquí queremos ayudar al conocimiento de los reptiles murcianos, y a través de éste conocimiento, intentar que tú, lector, también contribuyas a su conservación cuando salgas al campo.